Metro y ciudad

 

¿Qué hacer cuando el Metro extiende su red hacia barrios consolidados? ¿Dejar que el mercado inmobiliario se encargue, sin restricciones, como propone la Cámara Chilena de la Construcción? ¿Permitir que en los bordes se construyan edificios en altura (torres aisladas, en la modalidad chilena) dejando una enorme pared de sombras e intromisión visual hacia los vecinos que quedan a las espaldas? ¿Destruir barrios con alto valor patrimonial y capital social?

 

La transformación de París de Haussmann (1853-60) –basada en altura medias y alta densidad habitacional- fue anterior a la construcción del Metro (1900-98) y éste sirvió precisamente para consolidar y no destruir ese modelo urbano.

El proyecto de la nueva Providencia (1972) –con su equilibrado mix de comercio, vivienda y oficinas- sirvió para modificar en esa comuna el trazado original del Metro (1968) e incorporarlo como un componente colaborador de un concepto urbano.

 

Creo que lo que falta en Chile es que el desarrollo urbano se planifique integral y participativamente y no a partir de las decisiones que –si bien con gran competencia técnica pero necesariamente con visión sectorialista- adopta el Metro de Santiago de tanto en tanto. Sabemos que el mercado, como un buen y eficiente asignador de recursos, tiene sus fallas y ello se hace muy evidente e imposible de revertir cuando ocurre en la ciudad.

 

Es de toda racionalidad aumentar la concentración y densidad habitacional en las vías de transporte. Sin embargo, ello no debe ocurrir a costa de la calidad del diseño urbano, del espacio público, del patrimonio construido y de las redes sociales existentes.

 

Lamentablemente, el libre juego de la oferta y la demanda tiende a ello y es esta amenaza de pérdida de capital urbano y social lo que lleva a la población afectada y sus organizaciones a reaccionar y defender con vehemencia derechos que sienten atropellados.

 

La creación colectiva de la ciudad es algo más que un fenómeno económico y utilitario. Afortunadamente.

 

Enrique Vial Briceño

Arquitecto y Urbanista UNAB